Comprar una moto no es algo trivial, sobre todo si es la primera vez. Y puede ser muy peligroso también, pero con estos ocho consejos que le vamos a dar, podemos minimizar ese riesgo. No es necesario picarse con la velocidad, podría resultar un palo. Mejor ahorre, y cuando pase un año y ya sea más experto se compra la moto de sus sueños. Como norma general, nadie debería adquirir para su primera moto una que tuviera más de 250 CC.

Mientras usted va en la moto, no debe olvidar que todos y todo lo que hay a su alrededor podría matarle, y esto incluye a la misma carretera. No sólo deberá controlar en todo momento que otro conductor no le aplaste, también es necesario tener un ojo en el asfalto por si hubiera barro o grava que lo convirtiera en una pista de patinaje.

Los animales en la carretera también son una gran preocupación, y un perro o un ciervo con el que tropezarse cuando se va en la moto, se vuelve tan duro como una piedra. Así que vaya muy tranquilo y sin prisas aunque vea vacía la carretera.

Será muy tentador acelerar cuanto más pesada y más potente sea la moto. Debe resistir a esta tentación porque serán cantos de sirena que lo quieren llevar a la muerte.

El hecho de que usted lleve tiempo manejando motos, y que desee tener una moto buena, no quiere decir que usted ya domine las motos, ni que pueda montar de forma segura una moto grande. En vez de ir a por todas, considere seguir en una opción más sensata de gama media otros seis meses o un año.

como_ir_en_moto

¿Que necesitas para ir en moto?

  • Moto
  • Carnet
  • Seguro

Consejos para ir en moto

  1. No le pida consejo a nadie, y menos a sus padres o a su esposa, o le convencerán de que no debe hacerlo.
  2. Sáquese el carnet de moto. Por más que muchos lo digan, no es como una bicicleta, a las bicicletas no las multan por ir sin papeles. El proceso de examinarse para el carnet de moto se parece bastante al del carnet coche. Quizás varía un poco la mecánica del práctico qué, va se esquivar conos. El teórico es idéntico y no hay que repetirlo si ya se tiene el carnet de coche. Estese tranquilo, no mandan aparcar en rampa y es muy difícil que una moto se cale, pero hay que pasar por el aro de superarla.Borrador automático
  3. Si es la primera vez cómprese una moto barata, una caída a 50 km/hora duele menos que 150 Km/hora. Los nuevos conductores de motocicletas se parecen a los nuevos conductores de coches, en que su falta de experiencia va a hacer que el 50% de sus vehículos acaben en la chatarra en los primeros seis meses. Aún sin tener ningún accidente, las motos y los coches envejecen muy rápidamente en manos inexpertas. Y, por muy buena que sea una moto en manos de un principiante no va a vivir mucho tiempo.   La mayoría de los nuevos pilotos quieren una moto que se vea bien, pero las motos vistosas son por lo general bastante caras y de gran cilindrada, dos cosas que, honestamente, los nuevos pilotos no necesitan en absoluto. Mi primera moto fue una Kawasaki KZ305 de 1983 con bastantes caballos de fuerza y me costó sólo 600 €. Ya traía unos cuantos problemas que pude solventar nada más con un martillo, y cuando finalmente murió en mis manos, no me importó mucho, sólo cuesta 650€. No hay ninguna fórmula para saber cuánto dinero hay que gastarse en una primera moto, pero sí es recomendable que sea lo menos posible. Intente que sea menos de 1000 €, porque lo que gaste de más lo estará tirando a la basura. En cuanto a qué tipo de moto comprar, procure que sea normal y para travesías cortas, como la Kawasaki Ninja 250, una de las favoritas de los principiantes, y que corre ya bastante.
  4. Tome clases. No sólo de esquivar conos vive la moto. Tampoco intente aprender viendo video-tutoriales de Youtube. El objetivo de una moto es divertirse, pero no matarse. La mejor manera de divertirse en la moto sin perder la vida es tomando unas clases. No será usted un motero experimentado al final del curso, pero cuando vaya en moto sabrá lo que hace.   Manejar una moto a velocidades adecuadas y tomar una curva o la esquina de una calle de forma correcta no es algo que se aprende de forma natural, por lo que tener al lado a alguien que sabe lo que hace mientras uno está practicando, es algo muy aconsejable.
  5. Compre un equipo de seguridad: Esto es fundamental. El equipo de seguridad puede ser incómodo y que le haga verse muy heavy, y perdón por la crudeza, pero es lo que mantendrá su carne unida y que su cerebro no se desparrame en el asfalto. ¿Sabe por qué los pilotos de MotoGP se levantan como si nada después de caídas a 200 km/h? No es porque en las pistas haya almohadones, es por llevar un equipo completo. Póngase el casco aunque estuviera permitido no llevarlo. Como mínimo, usted debe usar un casco integral, una chaqueta de la moto, y unos guantes cada vez que viaje. Puede que no me haga mucho caso, pero si se cae de la moto llevando únicamente una camiseta le va a doler mucho más de lo que cree. También debe usar unos pantalones y botas de moto. Yo se lo digo como amigo, aunque sé que no se lo va a poner para ir a unas pocas manzanas de distancia. Usted verá y escarmentará, llegado el momento. A diferencia del precio de su primera moto, el primer equipo de seguridad no debe ser barato ni desechable. La moto en sí es lo de menos, pero el equipo no. Compre un equipo de seguridad de tanta calidad como como su economía lo permita. Y no sea asquerosillo. Si piensa comprar una moto de 2000 € y ponerse un casco usado que su dueño anterior le regale, es mejor que se compre 1000 € en la moto y los otros 1000 € los destine a su protección.Borrador automático
  6. Compre un seguro: El seguro de una moto no es caro. De hecho, su cuota anual no será seguramente mucho mayor que la cuota mensual del seguro del coche. Además, en muchos países tener un seguro de moto con una cobertura adicional por si necesitase tratamiento médico como consecuencia de un accidente, es un requisito para obtener la licencia. Cualquier daño a una moto de 1000 € es incomparable a los daños que se produzcan en la persona. Dependiendo de su profesión, las compañías te harán un precio u otro. Por ello es bueno que consulte una tabla de precios antes de pedir presupuesto a varias compañías. Las diferencias de precio lo merece.
  7. Registre su moto: El registro de su motocicleta es esencialmente el mismo que el registro de su coche, hay que darlo de alta, lo que significa que es un inconveniente, pero es bastante sencillo. Debe tener una documentación que diga que la moto es el suya, un dinerillo en la mano, y recibirá su pequeña matrícula de nuevo. Se la enrosca en la parte trasera de la moto, y se vas a casa feliz. La ley obliga también a pasar por este proceso, y si no lo hace, tarde o temprano se encontrará con la Benemérita, y se irá a su casa bastante infeliz. No sé qué es más, si loco o insólito, pero a la gente se olvida este detalle, y luego sale más caro, además de llevarse un cabreo.
  8. Conduzca de un modo seguro: Una vez que tenga todas las cosas aburridas areegladas, es el momento para disfrutar de su moto. En un principio, usted va a divertirse sin importar lo rápido que vaya, a fin de tomar las cosas con calma y no hacer nada estúpido, pero luego quizás quiera un poquito de emoción. Especialmente durante los primeros seis meses, usted debe dar paseos cortos para conocer bien a su moto, y disfrutar del hecho de que ahora es usted un orgulloso propietario de una moto, y miembro de la sociedad motera de España, pero ojo, no olvide que debe llevar su valioso equipo puesto por muy pequeño que sea el trayecto. Puede que sea incómodo llevarlo, pero se está más incómodo en un hospital convaleciéndose de unas heridas.
¿Te ha gustado?
1 usuario ha opinado y a un 100,00% le ha gustado.