Son muchas las dudas que tanto los compradores como los vendedores, suelen tener acerca de los procedimientos que deben llevar a cabo cuando realizan la compraventa de un vehículo, siendo una de estas lo concerniente al traspaso de la titularidad a su nuevo propietario.

De esta forma, cuando una persona compra un vehículo, al momento de realizar el trámite del cambio de titularidad, puede ocurrir que esta no conozca a fondo cuáles son los distintos procedimientos que se llevan a cabo para lograr tal propósito.

Además, es importante recalcar que en el caso de que no cumpla debidamente con esos trámites legales, ya sea por desconocimiento u omisión, esto podría acarrearle la cancelación de multas.

Instrucciones para hacer el cambio de nombre de un coche

Lo primero que es importante mencionar, es que la normativa establecida para realizar el cambio de nombre de un vehículo, no suele ser igual en todas las comunidades autónomas. No obstante, muchos de los trámites requeridos para cambiar la titularidad del propietario del vehículo pueden ser similares en todas estas comunidades.

Así pues, por lo general existen dos maneras en las cuales suelen realizarse las compraventas de vehículos; vendiéndolo a un particular, o en todo caso,  ofrecérselo a una empresa de compraventas de automóviles.

Para llevar a cabo esta compraventa, los vendedores y compradores deben llenar la sección de transferencia del título de un vehículo, escribiendo sus nombres, direcciones, el precio estipulado para ventas y firmas, por lo que el título debe aparecer a nombre del vendedor, para que el comprador pueda llenar la información de esta sección y ser legalmente el nuevo propietario del vehículo.

Por otra parte, si se elige venderlo a alguna empresa de compraventas, se cuenta con la ventaja de que estas organizaciones, son las que se encargan de llevar a cabo todos los trámites requeridos para el traspaso de la titularidad del vehículo, entregándole al nuevo propietario la tarjeta de la ITV actualizada, además del permiso de circulación con la transferencia de vehículo ya hecha a tu nombre.

No obstante, en el caso de una compraventa de un vehículo en la que el vendedor y el comprador sean particulares, ambos deben asumir obligaciones y responsabilidades al momento de realizar estos trámites, por lo que deben tener una orientación para saber los pasos que deben ejecutar para lograr tal propósito.

De este modo, lo que primero que debe adquirir el vendedor, consiste en una fotocopia del documento de identidad del comprador,  que en el caso de que sea un particular, sería el DNI/Tarjeta de Residencia, mientras que si es una empresa de compraventa de vehículos, sería el CIF, el cual también debe aparecer reflejado en la factura de la compraventa.

Por otra parte, en el contrato de compraventa, es de suma importancia que aparezca indicada la fecha, hora y los minutos exactos en los cuales se está entregando el vehículo,

De esta forma, el hecho de que estas especificaciones se encuentren en el contrato, sirve para evitar que el vendedor, quien seguirá apareciendo legalmente como el propietario hasta no que se realice debidamente el traspaso de titularidad, deba asumir legalmente todas las responsabilidades inherentes al vehículo.

Por lo tanto, si aparece esta información en el contrato, el vendedor no tendrá que asumir las responsabilidades que pueda adquirir por una multa de radares, así como en el caso de que el vehículo sea detenido sin tener el respectivo IVT, entre otras situaciones que ameriten alguna penalización para el propietario del vehículo.

De esta forma, para poder realizar la respectiva solicitud de cambio de titularidad del vehículo, la cual debe estar firmada tanto por el vendedor como por el comprador, este último debe tener el contrato de compraventa original o al menos una fotocopia, el cual debe estar firmado por ambas partes (comprador y vendedor), además de una fotocopia del documento de identidad del vendedor.

Además, el comprador debe contar con los documentos originales del coche tales como: el permiso de circulación, la Tarjeta ITV, así como el recibo del impuesto municipal pagado, que se corresponda al año anterior en el cual ha sido realizado el trámite.

Por otra parte, para que el comprador evite multas, es importante que, antes de los 15 días de haber hecho la transacción, el vendedor del vehículo le entregue una copia del permiso de circulación.

Así pues, en el permiso de circulación se debe indicar que este es el nuevo propietario de vehículo. Asimismo, en el caso de que el comprador no haya recibido este documento en el plazo de 15 días, debe dirigirse a la Jefatura de Tráfico para comunicarle que se ha realizado la compraventa.

¿Que necesitas para hacer el cambio de nombre de un coche?

Lo primero que se necesita para hacer el traspaso de la titularidad de un vehículo, es tener impresa la Solicitud de Cambio de Titularidad y pagar la tasa de cambio de titularidad.

Además, es necesario que el comprador, ante la Hacienda de su comunidad autónoma, cancele el pago del impuesto de transmisiones patrimoniales que bien puede ser el modelo 060 o modelo 061.

Así pues, el comprador tiene la posibilidad de realizar este trámite a través de Internet si se encuentra ubicado en Asturias, Cantabria, Andalucía, Catalunya, Baleares, Región de Murcia y Navarra, Castilla y León o la Comunidad de Madrid.

Una vez realizado este proceso de cancelación de este impuesto, el comprador recibirá el Código electrónico de transferencias (CET), que le permitirá acreditar que ha cumplido con sus obligaciones fiscales y además, que se ha realizado debidamente la transferencia por el costo de este modelo.

Finalmente, el comprador debe pedir una cita en la correspondiente Jefatura de Tráfico para realizar la solicitud de transmisión, abonando las respectivas tasas y presentando toda la documentación que se requiera al momento de que se haga dicho trámite.

Consejos para hacer el cambio de nombre de un coche

Cuando alguien vende su coche, siempre debe cuidarse de no ser estafado al momento de realizar los diversos trámites requeridos en este tipo de transacciones financieras, especialmente si esta es llevada a cabo con otra persona particular.

Cómo hacer el cambio de nombre de un coche

Por lo tanto, para tener un respaldo ante cualquier eventualidad que pudiese presentarse, el vendedor debe tener en consideración el hecho de que, si se trata de una transacción realizada entre particulares, nunca debe entregar el vehículo si no tiene en sus manos el contrato de la compraventa, por lo que al menos es necesario que tenga una fotocopia de este o de la factura de la compraventa.

Por otra parte, existen tres Jefaturas de Tráfico en los cuales un comprador puede notificar que se realizó un trámite de venta de vehículos: la de su domicilio, la del domicilio del vendedor o la de la provincia en la cual fue realizada la matriculación del coche.

Asimismo, en el caso de rellenar el modelo 620, en algunas Comunidades Autónomas como Asturias, no se debe rellenar el modelo general, sino el de la propia provincia. No obstante, en todos los casos, este puede descargarse y rellenarse en la propia página web de la Agencia Tributaria, o incluso solicitarse en las propias oficinas, pagando previamente 0,50 euros.

Así pues, antes de llenar el modelo 620, se debe comprobar que se dispone de documentos como: original y fotocopia del permiso de circulación, incluyendo la IVT pasada, original y fotocopia de la ficha técnica, original y fotocopia del contrato de compraventa del vehículo.

Además, para este hacer proceso, nunca debe faltar una fotocopia del documento de Identidad (DNI), tanto del comprador como del vendedor, siendo necesario que en algunas provincias se consigne el original y la fotocopia de la última viñeta que se pagó.

Posteriormente, se debe solicitar una cita para que observen la tasación del vehículo cuyo costo puede variar según la Comunidad Autónoma en la que lleve a cabo, siendo necesario abonar el 4% en concepto de tasas. Además, esta tasación se realizará de acuerdo al modelo y la antigüedad que tenga el vehículo.

De esta forma, una vez que se haga el importe de la tasación que estará rellenado en el modelo 620, se debe acudir a una sucursal bancaria y ya sea en efectivo o con una tarjeta, se debe abonar el costo de la tasa, teniendo la posibilidad de anotar un número de cuenta y que luego realicen el recibo correspondiente.

Así pues, cuando se hayan abonado las tasas correspondientes, se volverá a solicitar una cita para entregar la documentación exigida en la Agencia Tributaria, en la que se quedarán con las copias restantes del modelo 620.

Asimismo, la Agencia Tributaria también conservará el resto de las fotocopias de la documentación que ha sido aportada, con la excepción de una fotocopia del modelo 620, que debe ser entregada en la Oficina de Tráfico.

Por otra parte, para realizar el cambio de la titularidad del vehículo en la Oficina de Tráfico, se deben cancelar 25,80 euros en el caso de que se trate de un ciclomotor, mientras que si es otro tipo de vehículo, se debe pagar 51,60 euros. No obstante, en algunas de estas oficinas solo se permite la cancelación mediante el uso de una tarjeta de crédito o de débito.

Una vez que se haya obtenido el recibo por el pago realizado para el cambio del nombre del propietario del vehículo, se solicitará una cita para comprobar que el vehículo posee en regla todos sus archivos correspondientes, así como el hecho de que si ha recibido alguna sanción, está se encuentre cancelada.

Además, también se verificará que el impuesto de circulación del vehículo ha sido pagado y una vez realizado este procedimiento, la Oficina de Tráfico se va a quedar con el permiso de circulación antiguo, así como una fotocopia del documento de identidad (DNI) del vendedor, procediendo a expedir un nuevo permiso de circulación a nombre del nuevo propietario.

¿Te ha gustado?